MANDAMIENTOS Y SANTIDAD (13-OCT-2018)

SÁBADO XXVII ORDINARIO

Si los mandamientos no santifican a nadie, entonces ¿Para qué sirven? San Pablo nos habla de la pedagogía divina y cómo progresivamente Dios fue despertando progresivamente a la humanidad, primero eligiendo a Israel, un pueblo entre tantos, estableciendo alianzas con él. Finalmente, a partir de Jesucristo, llegó el momento de formar un pueblo universal, donde caben personas de toda raza y condición, movidos por el Espíritu divino. Esa universalidad no es simplemente una «generalización», sino que sigue siendo una historia o cadena que se teje eslabón por eslabón, persona a persona. ¿A partir de qué momento formamos parte de ese pueblo santo, la familia de los hijos de Dios?  Desde que fuimos bautizados. Ser bautizados es mucho más que un ritual de un único momento en la vida: implica una marca espiritual, la unción y configuración con Cristo. ¿Soy consciente de ello? ¿lo vivo, y lo promuevo? ¿Sigo pensando que la fe cristiana es una «lista de costumbres» o más bien, me esfuerzo por darle la bienvenida a la fuerza espiritual que viene de lo alto, y nos transforma en hijos de Dios?

MANDAMIENTOS Y SANTIDAD (13-OCT-2018)
HOMILIAS - H1FM

 
 
00:00 / 4:28
 
1X
 

Deja un comentario